Polvos bronceadores, un arma de doble filo - Curso Personal Shopper
642
post-template-default,single,single-post,postid-642,single-format-standard,bridge-core-1.0.4,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-18.0.9,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

Polvos bronceadores, un arma de doble filo

¿Quien no ha soñado nunca con tener el tono moreno en la cara todo el año?

Las pasarelas de verano nos regalaron pieles de color dorado y melocotón -aderezadas con coral en FORMA de blush y tonos ROSÁCEOS en formato gloss– que se impusieron como los maquillajes estrella. Y AHORA queremos verlos en la calle, porque nada aporta un aspecto más favorecedor y fresco que el efecto sun touched o sun kissed.

“La técnica es muy sencilla PERO si no la conoces el resultado PUEDE ser desastroso”  Gato, maquillador oficial de Maybelline NY

 

Ni muy bronceado ni muy pálido, el efecto que se lleva en el rostro este verano es un sobrio y favorecedor sun kissed. «Como si vinieras de un primer día de playa», comenta Gato, maquillador oficial de Maybelline NY, pero sin correr los riesgos que provoca el sol. ¿Cómo? Con los polvos bronceadores, una sencilla técnica que siempre funciona y un consejo: «huye de los bronceados muy oscuros».

¿Cómo, cuánto y dónde? «Lo primero de todo es escoger polvos bronceadores de dos tonalidades, uno claro y uno más oscuro –en algunos estuches vienen ya los dos colores–. Después, aplicaremos el tono claro por todo el rostro y bajaremos hasta el cuello. Y con el oscuro, si puede ser tirando a rojizo, solamente destacaremos el nacimiento del cabello en la frente, la barbilla y el puente de la nariz», explica Gato. Justo dónde más incide el sol durante las primeras exposiciones.

Fuente: Vogue.es

Althos Formaciónopiniones.blogspot.com

Captura de pantalla 2014-08-27 a la(s) 10.46.17



1
Hola ????
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by