Los Vaqueros que da igual como te queden!

Conversación número 1(Vogue para Wrangler):
-He visto que ella ha publicado un libro nuevo, le han hecho una entrevista y fotos.
-¿Y estaba guapa?

Conversación número 2:
-Ella está presentando ahora las noticias de fin de semana.
-¿Y qué tal le queda la ropa?
Conversación número 3:
-Tengo un nuevo trabajo.
-¿Y qué tal te queda el uniforme?

captura-de-pantalla-2016-09-29-a-las-9-15-34

Seguro que has escuchado más de una vez una conversación parecida referida a una mujer. Un inicio de charla prometedor que deriva instantáneamente en su apariencia física. ¿Por qué, sobre todo cuando el tema tiene una protagonista femenina, se quiere saber antes si está guapa o no? ¿Si le queda bien lo que lleva? ¿Si ha engordado o adelgazado? ¿Por qué no hablar de su trabajo, de lo que hace y de lo que está consiguiendo?

Sí, ha llegado el momento de cambiar la conversación.

Vamos a hacer otra sencilla prueba. ¿Qué es lo primero que alguien pregunta sobre unos vaqueros? Venga, sin rodeos: ¿qué tal culo (le) hacen? ¿Qué es lo segundo? A las claras: ¿qué talla tiene?

Una vez más, sí, ha llegado el momento de cambiar la conversación.

captura-de-pantalla-2016-09-29-a-las-9-15-41

Sí, hay que hablar de otras cosas. Una mujer es más que su trasero, es más que cómo le quedan unos vaqueros, es más que una talla. Parece algo obvio, pero no lo es en absoluto. Y si no, haz la prueba y fíjate en cómo fluyen las conversaciones sobre mujeres a tu alrededor. Una mujer es lo que hace, lo que siente, lo que la inspira en su día a día. Una mujer es el conjunto de sus motivaciones, de sus sueños y de sus anhelos. Y de su tesón por conseguir lo que se propone. Una mujer es más que su culo y la conversación tiene que cambiar desde todos los enfoques posibles. Y eso atañe directamente a los vaqueros, por supuesto; esa prenda de la que dicen que encontrar el par perfecto es algo parecido a encontrar el amor verdadero.

Descubre la colección Body Bespoke

captura-de-pantalla-2016-09-29-a-las-9-15-49

Fuente: Vogue.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*